Presentan avances y oportunidades de la estrategia de Restauración del Paisaje Forestal

Los desastres naturales y el mal manejo de las tierras por parte de las poblaciones humanas, han provocado la degradación de los bosques y los suelos

Ciudad de Guatemala
El Instituto Nacional de Bosques –INAB- realizó la presentación de los “Avances y Oportunidades de la Estrategia de Restauración del Paisaje Forestal”, en la actividad participaron autoridades del Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales –MARN-, del Consejo Nacional de Áreas Protegidas –CONAP-, Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación -MAGA- y – Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza -UICN-.

Los desastres naturales y el mal manejo de las tierras por parte de las poblaciones humanas, han provocado la degradación de los bosques y los suelos, teniendo para el año 2012 una masa forestal de aproximadamente 3.7 millones de hectáreas (33.74% del territorio nacional). Donde antes había bosque, hoy ya no hay; donde antes había suelos fértiles, hoy ya no hay; donde antes corría agua, hoy solo hay una zanja seca. La sobrepoblación, la tala ilegal, los incendios, las plagas y el cambio climático son algunas causas de la degradación.

Guatemala ha firmado un compromiso mundial en la 69 Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas –ONU- a restaurar el paisaje forestal de 1.2 millones de hectáreas en zonas altamente vulnerables. A partir de esto en el año 2014 diversos actores del sector forestal y ambiental integran la Mesa de Restauración Forestal y formulan la Estrategia Nacional de Restauración del Paisaje Forestal.
Entre los avances de la estrategia se encuentran: 1. La elaboración del mapa de áreas potenciales de restauración el cual indica que Guatemala posee aproximadamente 4 millones de hectáreas con posibilidad de restaurarse. 2. La creación del Departamento de Restauración Forestal del INAB.

Este promoverá las técnicas más adecuadas para implementar los incentivos PROBOSQUE, principal instrumento económico que permitirá fomentarlas prácticas y sistemas de restauracióndelos paisajes.

3. La creación de las comisiones de investigación, capacitación y sistematización; monitoreo y evaluación; y gestión de recursos financieros. Por último, 4. La presentación de los resultados del análisis financiero de los modelos de restauración, los cuales permitirán conocer la rentabilidad de las prácticas y sistemas en distintas áreas de Guatemala.

El ingeniero Rony Granados, gerente del INAB resaltó que “El marco filosófico de la Estrategia de Restauración, nos indica restaurar tierras degradadas y articular instituciones e instrumentos administrativos y financieros para devolver la capacidad de los bosques para generar bienes y servicios. De tal forma que nuestro capital natural (los bosques) puedan seguir siendo fuente de abastecimiento para suplir las necesidades de la población y sus futuras generaciones. Además el Estado debe velar por la recuperación de sus inversiones, para reinvertirla en nuevas áreas del sector forestal y ambiental”.